Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Amable retroceso del invierno’ Category

La verdad, no sé lo que pasaba allí dentro. No imaginaba, ni remotamente, lo que habría ocurrido dentro de los confines de esa mansión ni lo que sucedía en las profundidades de la caverna para que más de cien personas, policías aparte, huyeran despavoridos lejos de ese lugar.

-Parece que al final la información acerca de la redada se filtró –comentó Hansen. –Deben haber adelantado la ceremonia.

-No lo creo –repliqué yo, tras observar un poco el movimiento. –De haber sido así, estarían huyendo a otra parte. Debe ser por otra cosa…

Hansen y yo al principio creímos que era mejor entrar por la entrada principal ya que estaba controlada pero, tras ver ese apelotonamiento de gente desnuda, personas vestidas con raras galas ceremoniales y policías con marcado terror en los ojos, decidimos ir por el “camino alternativo”.

YukariSomb2

(más…)

Anuncios

Read Full Post »

Tras un largo paseo desde mi ya distante refugio (uno que esperaba que me durara al menos cuatro o cinco días) llegué justo delante del edificio de la Scotland Yard situado en Victoria Enbankment.

Yo tenía planes, tenía ideas pensadas acerca de lo que le diría a ese hombre, de cómo podría llegar a conseguir su ayuda y de cómo huiría del lugar en el caso de que incluso allí hubiera algún policía de los que me perseguían. Pero cuando vi a quien me estaba esperando justo delante de la puerta se me fueron todas las ideas…

Yukari_by_Nethka

(más…)

Read Full Post »

Tal como intuí, la tapa de la alcantarilla que señalé como mejor punto de entrada hacia la caverna de Doe, localizada en un callejón sin salida oculto de miradas indiscretas, había sido movida hacía muy poco. No tuve que molestarme en abrirla por lo que al poco ya pude contemplar las tinieblas que había en esa zona tan oscura.

Esperaba fervorosamente que Maribel no hubiera llegado, incluso le pedí al cielo que se hubiera perdido de mala manera en esos túneles para que no hubiese acabado con sus huesos en ese infierno. Todo era posible pero, de todas maneras, con sólo desearlo no iba a lograr que la chica desistiera. Ya tenía claro que era una mujer con esa clase de genio.

merryCamisonC2

(más…)

Read Full Post »

Me desperté temprano pero no antes que mi anfitriona a la cual me encontré hablando con el dueño de la casa mientras éste me miraba sin ocultar su desconfianza hacia mí.

-¿En medio de la noche y sin avisar? –preguntó él, tenso, mientras me desperezaba. –¿Estás segura de que no está con Tansa? -agotado a la vez que nervioso, no dejaba de lanzarme miradas acusatorias.

-Completamente segura –afirmó la otra. –Aparte de que está siendo perseguida, me ha traído gran cantidad de documentos acerca de los sucesos acaecidos estos días. Sea quien sea, sé que es de fiar y que, seguro, nos resultará ser de utilidad.

-En fin, como digas… –replicó el otro, renqueante, mientras se giraba de vuelta a su habitación. –Siéntete en casa y todo eso -sin añadir una palabra más, se volvió a su habitación y cerró la puerta con tanta desgana como poca fuerza.

Renko dormida

(más…)

Read Full Post »

Tras más de seis horas de documentación intensa, Hansen y yo nos retiramos a descansar un poco a nuestras habitaciones para tratar de asimilar lo leído.

Él se había dedicado a comparar lo leído en la carpeta con cualquier otra información que marcara algún parecido con alguna religión extraña para nosotros, mientras yo revisaba los detalles más materiales de cada muerte. Por suerte, mis compañeros caídos habían apuntado muchos detalles que se fueron completando unos a otros. El trabajo de mis seis antecesores había servido para mucho y ahora podía ver más claramente la extensión de las redes de esos locos. Se limitaban a ejecutar a sus víctimas en la zona circundante al centro oeste de Londres, alrededor del barrio de Marylebone, lugar en el que trabajaba Theodoros. Todos los caídos describían su preocupación al verse vigilados y perseguidos cuanto más se introducían en sus casos. Todos ellos escribieron sus propios diarios, cuyas experiencias me sonaban más cercanas a una frenética pesadilla que a la normal y acelerada vida de un periodista.

(más…)

Read Full Post »

Cuando llegó la noche, vigilé por última vez la calle y preparé mi pequeña mochila. Iba a salir ligera de equipaje a ocultarme a algún lugar seguro. Aparte de la casa de Robinson, éste me había dado alguna dirección de casas seguras desde las que poder continuar mis investigaciones de una manera menos arriesgada, así como me había dado permiso para no presentarme por el trabajo hasta que acabara todo ese asunto.

Evidentemente no creía que eso fuesen unas agradables vacaciones pues no iba a dejar de investigar por la ciudad a ese hombre que había matado a Theodoros.

Una vez abajo, delante de la puerta, escuché un golpecillo por parte de Theodoros que me avisó de que la calle estaba despejada así que, sin dudar, salí y corrí en dirección contraria a la del policía que patrullaba por allí. No tardé en perderme entre las callejas de la zona comercial y caminé rápidamente hacia mi destino: Una pequeña librería cercana a Hyde Park.

Maribel Hearn - Boceto
(más…)

Read Full Post »

El final de esa tarde me la pasé colocando mis cosas como bien pude en el pulcro desván de esa casa. No era demasiado espacioso pero era un lugar bonito y acogedor.

La señora Louis vivía sola y no tenía hijos. Pasaba la mayor parte de su tiempo siendo una persona altamente meticulosa con el orden lo cual se reflejaba tanto en su adusta personalidad como en la sequedad de la decoración de su casa: Apenas había adornos, sólo lo justo para que ese lugar no se pareciera a una celda de un monasterio. Un reloj de cuco, una alfombra, una radio y cortinas eran los únicos ornamentos del salón. La cocina parecía enormemente espaciosa por el orden con el que ella dejaba las cosas en sus sitios y lo poco que pude ver de su habitación era de una pobreza casi monacal.

Si bien el desván estaba algo más desordenado, éste mantenía la sobria elegancia del resto de la casa, manteniendo hasta el más grande y molesto arcón y la librería más abarrotada en un orden irreal.

Merry Camison - Maribel Hearn

(más…)

Read Full Post »

Older Posts »